Estilos de gestión

Dentro del mundo de la inversión encontramos diferentes estilos, todos ellos con diferentes características pero con un objetivo final, ofrecer al inversor la máxima rentabilidad en sus inversiones. A continuación comparamos diferentes estilos: gestión activa vs gestión pasiva, growth vs value, y large caps vs small caps.

Gestión pasiva y gestión activa

El objetivo de este estilo de gestión es replicar el comportamiento de ciertos índices del mercado, ya sea de renta variable, renta fija, materias primas, etc. Es decir, si inviertes en un fondo indexado o ETF del Ibex 35 durante un año, y este índice ha conseguido un 10% en ese mismo año, la rentabilidad obtenida deberá ser muy aproximada a esa cifra. Los gestores pasivos simplemente incorporan todas las acciones que componen un índice de mercado dado, en la proporción que tienen en ese índice, lo que además significa que el número de operaciones de compra venta de acciones es muy reducido. Esto minimiza la figura del equipo gestor, lo que permite a la gestión pasiva repercutir unos costes muy bajos. Este es el hecho diferencial que ha permitido a largo plazo permitir a la gestión pasiva obtener una rentabilidad superior a la activa.

En la gestión activa los gestores de los fondos seleccionan las carteras o inversiones basándose en una evaluación independiente del valor de cada inversión, intentando elegir las inversiones más atractivas. En general, el objetivo de la gestión es hacerlo mejor que un índice definido (conocido como benchmark). Este tipo de gestión, con equipos de analistas y sus gestores a la cabeza, además de un volumen de operaciones muy superior, implica unos costes superiores.

Growth y Value

Estos estilos se definen por el tipo de compañías en los que invierten, de rápido crecimiento (growth) o en líderes de la industria “baratas” en cuanto a su precio (value). Para determinar a qué categoría pertenece una empresa, los analistas definen una serie de parámetros financieros y utilizan su criterio para clasificarlas.

El estilo growth busca empresas, en general, cuyos beneficios crezcan mucho año a año, con alto rendimiento de los fondos propios (Return on Equity), altos márgenes de beneficio y que no paguen excesivos dividendos. La idea es que si una empresa tiene todas estas características, a menudo es innovadora en su campo y gana mucho dinero. Por lo tanto, crecerá muy rápidamente y reinvirtiendo la mayor parte o la totalidad de sus beneficios para impulsar un crecimiento continuo en el futuro, generando mayor valor para los accionistas.

El estilo de valor (Value) se centra en la compra de empresas fuertes a un buen precio. En este caso, los parámetros definidos por los analistas se centran en compañías que muestren una serie de ratios de mercado, como un precio sobre beneficio bajo, precio sobre ventas ventas bajo y, en general, una mayor rentabilidad por dividendo. El objetivo es identificar empresas que cotizan por debajo de su valor intrínseco, es decir, empresas con descuento, ya que la visión del gestor es que el precio subirá cuando el resto del mercado se dé cuenta de que está por debajo de lo que realmente “vale”. Este estilo está muy centrado en el precio al que los inversores compran.

Compañías de pequeña y gran capitalización (Large caps y Small caps)

En este caso, la distinción entre las compañías es por su tamaño, es decir, pequeñas o grandes empresas. Este tamaño lo determina su «capitalización bursátil». La capitalización bursátil es el número de acciones en circulación de una empresa, multiplicado por el precio de la acción.

Algunos inversores creen que las compañías de pequeña capitalización deberían ser capaces de ofrecer mejores rendimientos porque tienen más oportunidades de crecimiento y son más ágiles. Sin embargo, la posibilidad de obtener mayores rendimientos en las pequeñas empresas podría asociarse a asumir mayor riesgo. Entre otras cosas, las empresas más pequeñas tienen menos recursos y a menudo tienen líneas de negocio menos diversificadas. Los precios de las acciones pueden variar mucho más (mayor volatilidad). Por lo tanto, los inversores deben sentirse cómodos a la hora de asumir este nivel adicional de riesgo si quieren aprovechar el potencial de mayores rendimientos.

Los inversores más reacios al riesgo pueden encontrar mayor comodidad en valores de gran capitalización más fiables. Son empresas con una historia larga y muy consolidadas en sus sectores. Es posible que estas empresas no puedan crecer con la misma rapidez, ya que ya son muy grandes. Sin embargo, tampoco es probable que su negocio se vea amenazado a corto plazo. De las grandes compañías, los inversores pueden esperar rendimientos ligeramente inferiores a los de las pequeñas capitalizaciones, pero también un menor riesgo.

¿Qué hacer ante tantas opciones? Diversificar

La RAE define diversificar como “convertir en múltiple y diverso lo que era uniforme y único”. Podríamos pasar esta definición a una expresión más coloquial: “no poner todos los huevos en la misma cesta”. En materia de inversión viene a decir que no invirtamos todo nuestro patrimonio en un solo producto o tipo de activo. Hay diferentes tipos de diversificación, por tipo de activo (renta variable, renta fija, materias primas, inmobiliario…), por regiones (Europa, EE.UU, Asia…, por estilos (value, growth…). Sea cual sea el criterio seleccionado (uno o combinados), a la hora de crear una cartera de inversión, una buena diversificación es clave para reducir el riesgo al que estamos expuestos. Todos queremos que cada una de nuestras posiciones “suban”, pero lo cierto es que habrá períodos en los que algunas de nuestras inversiones se comportarán mejor que otras.

La diversificación garantiza que, al no tener todos los huevos en la misma cesta, no se crea un riesgo indeseado para el capital al estar demasiado ponderado en un sector específico o al estar inclinado de una forma u otro activo en particular.

Descárgate Fundsfy y descubre un amplia variedad de productos de inversión.

 

Álvaro Villar (Investment Portfolio Manager), Fundsfy Team

Compartir este post

Start typing and press Enter to search